Oposiciones de Hacienda

oposiciones a Hacienda

Trabajar como funcionario del Estado tiene muchas ventajas por lo que presentarte a las oposiciones de Hacienda es una gran opción para todas aquellas personas que quieran tener un trabajo estable y bien remunerado para trabajar para la Administración Pública.

Estas oposiciones consisten en un conjunto de pruebas (exámenes tipo test y pruebas de desarrollo escritas) en el que los aspirantes se miden a otros candidatos por un número de plazas limitadas para trabajar en la Hacienda Pública. Las convocatorias salen todos los años y cualquier persona que cumpla una serie de requisitos puede apuntarse.

A lo largo de este artículo te vamos a explicar los diferentes puestos a los que se puede opositar en Hacienda y cómo poder inscribirte en las próximas oposiciones de la Agencia Tributaria.

Tipos de oposiciones a Hacienda

Dentro de Hacienda hay muchos trabajos que se pueden desempeñar y hay convocatorias para cada uno de ellos. Los diferentes cuerpos para los que se puede opositar dentro de la Agencia Tributaria son los siguientes:

  1. Agente de Hacienda (C1)
  2. Técnico de Hacienda (A2)
  3. Inspector de Hacienda (A1)
  4. Agentes de Vigilancia Aduanera (Agentes, cuerpo superior y cuerpo ejecutivo)
  5. Profesores Químicos de Laboratorio de Aduanas

El proceso selectivo de cada uno de ellos es diferente y salvo el proceso selectivo para Inspector de Hacienda el resto son relativamente sencillos.

También debes tener en cuenta que existen oposiciones para cada uno de estos cuerpos de Hacienda convocadas por diferentes entidades. Las más comunes que salen todos los años son las que ofrece en Ministerio de Hacienda de España (MINHAP) pero hay otras opciones como las plazas de Hacienda que sacan las CCAA.

Si apruebas estas oposiciones y tienes mejor nota que la mayoría de candidatos podrás conseguir una de las plazas de funcionario que hay disponibles en cada convocatoria para trabajar en la AEAT, con todas las ventajas que esto conlleva y que hacen que merezca la pena apuntarse.

Lo normal es que haya muchos inscritos para las pruebas de ingreso en el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas por lo que hay que esforzarse mucho para conseguir el objetivo. Hay que memorizar perfectamente el temario y realizar todos los exámenes de convocatorias anteriores que se pueda para preparar correctamente el examen.

Los tres tipos de oposiciones a Hacienda más comunes son los siguientes:

Agente de Hacienda

Las oposiciones a Agente del Ministerio de Hacienda son las más sencillas ya que están enfocadas a conseguir un trabajo como funcionario del grupo C1, que es el más bajo de todos los que se ofertan por el MINHAP.

Los agentes de Hacienda son aquellos trabajadores que se encargan de realizar funciones de tres grandes bloques:

En primer lugar está el área de recaudación en donde se atiende al público que llega a alguna de las sucursales del ministerio, se realizan notificaciones de embargos o subastas de vienes.

En el área de inspección se hace la tramitación y seguimiento de expedientes de inspecciones, se llevan a cabo sanciones, comprobación del cumplimiento tributario de los trabajadores y procesado de datos.

Por último, se pueden realizar trabajos en el área de gestión tributaria, en donde también se atiende a las personas, se procesan devoluciones, se responde a quejas, preguntas y sugerencias o un seguimiento de documentos que se envían al ministerio de forma digital o presencial.

La oposición consiste en dos pruebas eliminatorias escritas que hay que aprobar por separado:

  1. Cuestionario tipo test: 100 preguntas que se deben contestar en una hora
  2. Prueba teórico-práctica: Referente al bloque 3 del temario y tenemos dos horas y media para completarlo

Técnico de Hacienda

Otro puesto de empleo publico de la AEAT es el de técnico de Hacienda, cuyas funciones son menos administrativas que los agentes y están más enfocadas a la gestión, inspección del sistema de aduanas y recaudación de los impuestos que deben pagar todos los contribuyentes.

El salario es un poco mayor que el caso anterior y los exámenes de las oposiciones a técnico de Hacienda son algo más complejos de superar. Los requisitos son superiores y se necesita una preparación más especializada.

El examen está compuesto por tres ejercicios:

  • El primero de ellos es un test de conocimiento y prueba de idioma
  • El segundo consiste en supuestos prácticos
  • El último ejercicio es una prueba de desarrollo

Más adelante te explicaremos en detalle todos estos ejercicios.

Inspector de Hacienda

Las oposiciones a Inspector de la Agencia Tributaria son las más complicadas de superar ya que están destinadas a ofrecer un puesto de trabajo que realiza funciones delicadas como la inspección tributaria y el seguimiento financiero de particulares y empresas.

Son los puestos más altos dentro del Ministerio (directores, coordinadores, asesores) ocupando las direcciones de los departamentos. El sueldo es el más alto de las tres oposiciones que dan empleo en la Agencia Tributaria (alrededor de los 50.000 euros brutos anuales).

Como curiosidad, además de mediante oposición se puede llegar a estos puestos mediante promoción interna, presentándose los candidatos a las plazas libres cuando corresponda.

El examen consiste en cinco ejercicios:

  • Cuestionario tipo test de conocimientos de derecho y economía.
  • Casos prácticos sobre contabilidad.
  • Caso práctico profesional y prueba de idioma.
  • Exponer cuatro temas sobre derecho, hacienda y finanzas.
  • Exponer de forma oral tres temas sobre derecho financiero y tributario.

Requisitos para la oposición de la Hacienda Pública

No todas las personas pueden presentarse a los procesos selectivos de las oposiciones de Hacienda, ya que se deben cumplir una serie de requisitos a la hora de acudir a una convocatoria. Estos requerimientos tienen una parte que es común a todos los cuerpos (agentes, técnicos, inspectores) y otra que varía en función del puesto a desempeñar que es la titulación académica necesaria para opositar.

Los requerimientos comunes son:

  • Nacionalidad: Estar en posesión de la nacionalidad española o la de algún país miembro de la UE o con acuerdos con España.
  • Edad: Ser mayor de 16 años y tener menos años que la edad de jubilación española.
  • Expediente: No haber sido apartado del trabajo en la Administración Pública mediante un expediente sancionador.
  • Salud: El candidato debe tener la capacidad física mínima necesaria para desempeñar el trabajo en la Hacienda Pública.

Además, todo candidato a las oposiciones deberá realizar la inscripción en tiempo y forma (según las bases de la convocatoria) y pagar las correspondientes tasas que den acceso a la realización de las pruebas.

Además de estas condiciones hay que añadir la de la titulación mínima necesaria que depende del grupo funcionarial al que se opte:

  • Grupo C1 (Agente): Poseer el título de bachillerato
  • Grupo A2 (Técnico): Haber obtenido una diplomatura o grado medio
  • Grupo A1 (Inspector): Tener un título superior

Estos requisitos suelen ser siempre los mismos pero te aconsejamos que cuando salgan nuevas plazas a Hacienda consultes siempre las bases de la convocatoria en el BOE donde podrás encontrar los requisitos actualizados.

Si no cumples alguno de ellos serás considerado como "no apto" y no podrás continuar con el proceso de selección.

¿Qué oposiciones a Hacienda son las más fáciles?

Muchas de las personas que están valorando presentarse a las oposiciones de Hacienda quieren conocer cuáles son las más fáciles, ya que lo que quieren es tener más probabilidades de entrar en el funcionariado español a pesar de cobrar algo menos de lo que realmente podrían.

En general, las oposiciones a Hacienda (Agente, Inspector o Técnico) no son de las más complicadas en comparación con otros procesos selectivos y otra de las ventajas es que salen plazas todos los años de la AEAT a nivel nacional pero también de cada comunidad autónoma, por lo que hay muchas oportunidades.

Si hablamos de la dificultad del examen y de la extensión del temario que hay que estudiar hay que decir que las oposiciones a Agente de Hacienda son más sencillas que las de inspector o técnico. Hay que estudiar menos tiempo para memorizar todos los temas y la nota de corte en menor.

Pero también hay que tener en cuenta el número de personas que se apuntan y el número de plazas disponibles para cada cuerpo. Si consultas las bases de la convocatoria en el BOE y hay muchas más plazas de Técnico que de Agente puede que sea mejor que te apuntes a las del primer tipo porque tendrás más probabilidades de entrar.

👉 Eso sí, las plazas que salen todos los años para trabajar en la Agencia Tributaria suelen ser mucho más numerosas que para otro tipo de oposiciones lo que hace que haya muchas más opciones de ingreso y poder conseguir un trabajo estable. 😉

Preparación de las oposiciones de Hacienda

Lo primero que tienes que conocer es la fecha exacta de la convocatoria a la que te quieres apuntar, algo que debes mirar de forma regular en el BOE que es el lugar donde se anuncian las oposiciones de Hacienda. Lo más aconsejable es tener más de 6 meses para poder prepararlas correctamente.

Hay dos formas de prepararse las oposiciones y cada una de ellas tienes sus ventajas y desventajas. Podemos acudir a una academia donde se den clases para superar la oposición de hacienda o estudiar todo el temario por nuestra cuenta.

1️⃣ ¿En qué caso debo elegir cada forma de preparación?

La mayor parte de aspirantes a empleo de la Agencia Tributaria que ya se han presentado alguna vez a una convocatoria eligen la academia, ya que consideran que tienen experiencia suficiente como para poder aprobar en el siguiente examen y quieren ir a por todas.

Gracias a la academia podrán estudiar de una manera más eficiente y ya que los profesores suelen ser trabajadores de la Hacienda Pública podrán decir al candidato dónde centrarse más a la hora de estudiar, lo que es una gran ventaja.

En cambio, los opositores que se presentan por primera vez a una convocatoria suelen elegir estudiar el temario ellos mismos, una forma de no tener mucha presión el día del examen y una forma de realizar una primera toma de contacto con este tipo de procesos selectivos.

2️⃣ Academia

La principal ventaja de apuntarse a una academia para las oposiciones de Hacienda es que te marca el ritmo de estudio más óptimo para preparar el examen y que te explican el temario de una manera que sea mucho más fácil de memorizar.

Eso sí, si optas por ir a una academia debes tener en cuenta que lo mejor es que esté especializada en preparar alumnos sólo para las oposiciones de Hacienda y que no ofrezca formación para otro tipo de puestos de funcionario. Cuanto más concretas sean las enseñanzas suelen ser de más calidad las academias.

También es muy importante que los profesores sean o hayan sido trabajadores de la AEAT, ya que su experiencia es muy valiosa a la hora de preparar el examen y te pueden decir la mejor forma de organizar el tiempo de estudio.

Otro punto que es decisivo es conocer si el temario que se imparte en las clases es el de la última convocatoria y está actualizado, ya que a pesar de que no suele haber grandes cambios de un año para otro sí que puede hacer variaciones que afecten a la hora de hacer el examen.

Por último, otro aspecto fundamental en el que debes fijarte cuando estés eligiendo academia es conocer la tasa de aprobados. Una tasa alta significa que es una buena academia y que ir a sus clases no será una pérdida de tiempo y de dinero.

👉 Muchas academias tienen cursos que se inician en distintas épocas del año. El motivo es que cualquier alumno pueda apuntarse y comenzar desde cero los estudios. 😉

También debes decidir el tipo de academia que prefieres, ya que tienes la opción de ir a una academia para recibir clases en persona o puedes acudir a una academia online donde todo se hace a distancia para poder estudiar a tu ritmo de una manera cómoda.

Las academias a distancia son perfectas para aquellas personas que no tienen tiempo para ir a clase porque estudian o trabajan a la vez que preparan la oposición, mientras que las presenciales suelen ser las más recomendadas si tienes tiempo y dinero.

3️⃣ Por libre

La segunda opción es estudiar por tu cuenta todo el temario, que a pesar de no ser muy extenso en comparación con otros procesos de selección de funcionariado sí que requiere de varios meses de aprendizaje.

Debes saber que la mayor parte de las personas están capacitadas para memorizar todos los temas que forman el examen de conocimientos, sin necesidad de ayudas como academias o profesores particulares, aunque suelen ser muy recomendables.

Pero debes hacerlo de una forma organizada, planificada y responsable para poder cumplir unos horarios de estudio. Sólo la disciplina durante varios meses hará posible que puedas aprender correctamente todos los temas y llegar al examen con la seguridad de saberlo todo.

La principal ventaja de hacerlo así es que no estás atado a ir a las clases en un horario inflexible y que no tendrás que gastar dinero.

Algunos de los consejos que podemos darte para llegar al día del examen de la mejor forma posible son los siguientes:

  • Haz un plan de estudio

Lo primero es consultar el BOE para saber la lista de temas que hay que estudiar para luego conseguir ese temario desarrollado y actualizado. Si vas a una academia te lo van a dar ellos mismos pero si estudias por tu cuenta tendrás que conseguirlo tú mismo.

Reparte todos los temas que forman el temario completo entre los meses que tienes disponibles hasta la convocatoria y déjate varias semanas de margen por si fueras más lento de lo planificado, tuvieras que repasar algún tema concreto o por si surgiera algún imprevisto que te retrase el estudio. Intenta dejar unos 15 días libres antes de la oposición.

Otro consejo importante es que prepares todas las pruebas que forman el examen al mismo tiempo, ya que si dejas alguna para el final es muy posible que no puedas dedicarle el tiempo suficiente para llevarla perfectamente preparada.

  • Lugar de estudio

El lugar donde vas a memorizar el temario es muy importante, ya que pasarás muchas horas en él durante los meses previos a la oposición de la Agencia Tributaria.

Tienes dos opciones: ir a una biblioteca donde el ambiente de estudio es muy bueno y donde es muy complicado despistarse o en tu propia casa si estás a gusto, no hay mucho ruido y eres una persona lo suficientemente responsable para dedicarle el tiempo que hayas planificado.

Lo mejor es que cuentes con un escritorio amplio, cerca de alguna fuente de luz natural como una ventana, que no tenga cristal ya que de esta forma evitarás reflejos que te molesten al estudiar y poder contar con un flexo para estudiar más cómodamente por las noches.

  • Memoriza el temario

La mejor forma de estudiar todo el temario es empezar en un tema y no avanzar al siguiente hasta que lo tienes perfectamente memorizado. Nuestra recomendación es la siguiente:

  1. Haz una lectura rápida del tema
  2. Subraya los conceptos y frases más importantes
  3. Haz un resumen con tus propias palabras
  4. Crea un esquema que te ayude a estudiar y repasar

Ten en cuenta que a la hora de estudiar lo mejor es que hagas descansos cada cierto tiempo. Por ejemplo, es una práctica habitual estudiar durante una hora y hacer descansos de 5 minutos en donde te levantes de la silla y hagas ejercicios musculares y con los ojos, de forma que evites la fatiga.

  • Exámenes pasados

Cuando hayas acabado de estudiar toda la oposición es hora de hacer todos los exámenes que puedas de otras convocatorias para saber el nivel que tienes. En caso de que apruebes la mayoría significa que estás preparado para el gran día, pero si suspendes algunos o la mayoría de ellos significa que necesitas repasar más.

Gracias a estos exámenes cogerás práctica para el día del examen y podrás administrarte mucho mejor el tiempo (el recurso que es más limitado) ya que irás entrenado.

¿Cómo inscribirse en el proceso selectivo?

Desde el año 2019 la inscripción en las oposiciones de Hacienda se hace de manera telemática a través de la página web de la Agencia Tributaria. Todo lo referente a la aportación de los documentos necesarios, pago de tasas, cumplimentación de datos y envío de la solicitud debe hacerse de manera electrónica y no presencial como se venía haciendo hasta entonces.

Por lo tanto, los pasos que se deben dar son los siguientes:

1️⃣ Sitio web de la AEAT

inscribirse en las oposiciones de hacienda paso1

La inscripción es totalmente gratuita y puede realizarla cualquier persona que cumpla los requisitos que te hemos mencionado anteriormente.

Deberás acceder al sitio web oficial o sede electrónica de la agencia tributaria: agenciatributaria.es, para lo que sólo es necesario un ordenador con conexión a Internet.

2️⃣ Identificación

inscribirse en las oposiciones de hacienda paso2

El primer paso es acceder a la presentación del formulario de inscripción a través del menú principal a "Todas las gestiones" ⇨ "Procedimientos no tributarios" ⇨ "Empleo público" o directamente en el enlace siguiente.

Tendrás que seleccionar el formulario de inscripción para las oposiciones, conocido como modelo 791 y lo primero que tendrás que hacer es identificarte como ciudadano mediante un certificado electrónico instalado en el navegador del ordenador, utilizando un DNI electrónico o por medio del sistema [email protected] (ya sea en la modalidad ocasional o clave permanente).

3️⃣ Formulario de inscripción

Una vez ya nos hemos identificado es hora de elegir el proceso selectivo al que queremos apuntarnos. En la pantalla verás las convocatorias abiertas de oferta de empelo público para Hacienda, selecciona la que te interesa y procederás a realizar la solicitud telemática.

Deberás rellenar los datos que se solicitan en el formulario de inscripción para las oposiciones, conocido como modelo 791 (que puedes encontrar en este enlace).

inscribirse en las oposiciones de hacienda paso3

4️⃣ Pago de tasas

El último paso es el pago de las tasas de la inscripción que deberá hacerse obligatoriamente aportando los datos de la cuenta bancaria del solicitante, a menos que el candidato esté exento del pago por algunos de los motivos estipulados.

Una vez haya rellenado todos los datos deberá acudir al banco para proceder al pago y obtener el justificante que deberá guardar por si hubiera algún problema o tuviera que solicitarse en el futuro.

👉 El titular de la cuenta bancaria debe ser obligatoriamente la persona que va a presentarse a las oposiciones de Hacienda. 😉

Después de este artículo esperamos que tengas más claro qué proceso selectivo a las oposiciones de Hacienda deberías hacer y que sepas cómo realizarlo.

Javier Lopez Diaz

Mi nombre es Javier López y soy titulado en Ingeniería de Telecomunicación por la Universidad Carlos III de Madrid e hice un Máster en Tecnología Espacial en la UPM. Quiero compartir contigo toda la información posible sobre cursos, máster, oposiciones y carreras universitarias.

Entradas relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir